viernes, julio 21, 2006

Rompiendo Pactos...

Que Más terrible que la guerra y las abominaciones humanas, Dañar al más débil, Despojarlo, humillarlo...
Hoy independientemente de los tiempos que vivimos, y los bombardeos del Líbano, Siempre habrá un autor que se mande su truco.

En lo personal he declarado la guerra sin tomar parte para accionar una bomba atómica, No!!!, en mi cabeza... esta guerra, en mis ánimos, en mis complicaciones, en mi sentir, en mis contradicciones, en mi rabia, Ira, En explotar y dejar la cagada.

Yo que creía que estaba bien este año, me acaricibiaba, me quería, me exigía estar bien cuerpo sano y mente, haciendo ejercicio, aprendiendo a nadar, Aceptando los defectos y complejos, dejaba de quejarme y actuaba.
Aceptando mi vida y mi experiencia, cerrando círculos, tratando de sobrellevar un proyecto de vida.
Daba sin esperar recibir, sin exigir, Sin complejos...
La pasaba bien, Solo me dejaba querer...

Firmando pactos y acuerdos de Paz hoy me consulto para qué?, para Quién?

Sabiendo que hoy sería el Profesional más sangriento, ese que sin asco arrancaría tus ojos...

Me siento mutilada, invalidada, muda...

Independientemente de mis crisis, de mis miedos, consultas?...
A caso no es normal consultarse de vez en cuando?, no es normal necesitar reafirmarse en su rol?, sabiendo que no tienes guía y que vas a ciegas y tanteando el terreno...
Yo lo necesitaba independientemente de mis rollos, sobreprotecciones, y lecciones de vida...

Creí ser clara, lamento ser quien no entiendas, no comprendas...
Tener una mecánica tan compleja...
Lamento ser tan insegura, pero y quien no? con mi experiencia...

Esta soy un libro abierto, Que espera que sus misterios sean aclarados....

1 comentario:

paskuero dijo...

Tenía razón Fray Luis de León cuando decía "Que descansada vida la del huye del mundanal ruído"... también la tenían los viejos antiguos, de esos que se escondían en el campo, sin tele, ni radio y sin luz, hasta cuando el sol durara no mas, y también la tenía Juan de Dios Peza, cuando su Garrick decía "en los seres que el dolor devora, el alma llora cuando el rostro ríe", cuando en este mundo de hoy hay tanto por qué llorar y tan poco por qué reír. Como por una amiga desconsolada y triste, como por un hijo desorientado que busca la lógica mecánica en el alma humana, o una nieta inquieta que quiere descubrir el mundo, pero para eso el Creador inventó los viejos con orejas, para escuchar a la amiga, para querer a la nieta y tratar de hacer ver al hijo que el alma humana no es tan sencilla, y también para tratar de ayudar a la hija magullada, después que quiso volar cerca de la luz y se quemó las alas. Para eso son los viejos, tan solo para quererlos a todos, con sus virtudes y con sus trancas, ellos ya las tuvieronm algunas quedan, el tiempo las va borrando.